Comunidad Autónoma de Cataluña

Logotipo de la Agencia Catalana de Cooperación al Desarrollo

 

Presentación

La Agencia Catalana de Cooperación al Desarrollo (ACCD) es el organismo de la Generalitat de Cataluña responsable de gestionar las políticas de cooperación al desarrollo y acción humanitaria. Está adscrita a la Secretaría de Asuntos Exteriores y de la Unión Europea del Departamento de la Presidencia.

Es el principal instrumento del Gobierno y de la ciudadanía de Cataluña para sumarse a la comunidad internacional en el compromiso de construir un mundo más justo y solidario, y trabajar para garantizar el acceso a los derechos fundamentales y al desarrollo de las personas y los pueblos del mundo.

Funciones

  • Ejecutar y gestionar la política de cooperación al desarrollo, construcción de paz y acción humanitaria de la Generalitat de Cataluña y los recursos económicos y materiales que se destinan.
  • Asesorar la Administración de la Generalitat sobre la planificación de la política catalana de cooperación al desarrollo y de acción humanitaria.
  • Efectuar convocatorias públicas para otorgar subvenciones y financiación de proyectos de cooperación al desarrollo y de acción humanitaria.
  • Asesorar y apoyar a entidades públicas y privadas que ejerzan actividades en el ámbito de la cooperación al desarrollo y la acción humanitaria.
  • Diseñar y ejecutar proyectos y acciones de cooperación al desarrollo, construcción de paz y acción humanitaria, incluyendo los ámbitos de la formación, la sensibilización ciudadana y la difusión.
  • Coordinación de las ayudas y la cooperación al desarrollo de los departamentos y organismos de la Generalitat de Cataluña.

Objetivos

El objetivo principal de la Agencia es contribuir a cambiar las relaciones Norte-Sur y favorecer, a través de aportaciones y transferencias de recursos, conocimientos y capital humano, el éxito de los procesos y los modelos de desarrollo de los países empobrecidos. El Gobierno y la ciudadanía de Cataluña se suman así a la comunidad internacional en la lucha contra la pobreza y las desigualdades, y en la mejora significativa del acceso a la sanidad, la educación y el agua, los derechos humanos o la gobernanza democrática, entre otras, con una acción transformadora y comprometida con los pueblos más desfavorecidos del mundo.

La ACCD se basa en una concepción de la cooperación al servicio del desarrollo humano sostenible y como proyección y fortalecimiento de valores como la paz, el respecto a los derechos humanos y la democracia, los derechos de los pueblos, la defensa y la promoción de la cultura, la lengua y la identidad propias, el derecho a gobernarse con las propias instituciones de gobierno y a definir las propias estrategias de desarrollo, el respeto por el pluralismo y la diversidad, el principio de subsidiariedad y la participación democrática. En todos estos valores, Cataluña tiene tradición de trabajo y puede aportar su experiencia a favor de un orden internacional más equitativo.

En cuanto a la localización de nuestras actuaciones, la concentración de los esfuerzos y el fortalecimiento de determinados sectores de intervención según las necesidades locales y nuestras capacidades y experiencia técnica, permitirán a la ACCD ser más efectiva y conseguir un impacto sobre el desarrollo más sostenido y duradero.

La Agencia reitera también su compromiso con la acción humanitaria y de emergencia, y a la vez, impulsa el fortalecimiento de procesos de construcción de paz y de las propias identidades en países en conflicto y postconflicto, y apoya a las iniciativas solidarias que la sociedad civil catalana lleva a cabo en todo el mundo.

Dado que el desarrollo humano sostenible exige el acceso a la educación de calidad y la concienciación por parte de la sociedad catalana y de los países del Norte de las causas de la situación en el Sur, se impulsará la Educación para el Desarrollo y se trabajará para mejorar las capacidades de los agentes catalanes para mejorar la eficacia de la ayuda.